Ecotucumano - ¡El Propietario de tu Vida es Dios, No Protestes!
ECO EXCLUSIVO

¡El Propietario de tu Vida es Dios, No Protestes!

24 de Setiembre de 2017 | 01:10 hs.  

La Reflexión del Evangelio del día, a cargo del Padre Luis Zazano.

 Mt. 20, 1-16a: el propietario de tu vida es Dios. No protestes.

1) los desocupados: hoy me gustaría presentarte a los desocupados de la vida. Aquellos que no tienen ocupación, que pasan el día sin saber qué hacer... que si no están con netflix, están con la tele sabiendo el ultimo chisme de tal famoso, o ese que está en la compu a full, pero en el fondo está desocupado. Son los desocupados de la vida que no ocupan su vida y no se ocupan de la vida. Mira, hoy Dios quiere darte trabajo.

2) El propietario: es quien te pone a cargo tu vida misma, sale a buscarte cada dos por tres; va a la madrugada para invitarte a que trabajes por tu vida, te muestra en tu niñez que tu vida es lo más hermoso para tus padres, te acordas como te exigían tus padres?, también salió al mediodía, al hablarte a través de tu esposa y tus hijos. Hoy, en los momentos de tu vejez vuelve a salir, hoy te dice que no es tarde y que no todo está perdido, hay una luz, ocúpate de tu vida y no te preocupes por tu vida. Llegará ese momento final de tu vida y verás que hermoso es haber trabajado por y para tu vida.

3) el salario: hoy Dios te muestra la vida, a la vida se la vive una sola vez, en cada decisión que tomas podes convertirla en cielo o infierno. Pero también en el día a día podes ser un laburante de la vida o un desocupado de la vida. Te entiendo que hay veces que te cansas y tenes derecho a un descanso, pero a lo que no tenes derecho es a renunciar, porque esta empresa es tuya. A esto no podes renunciar porque hay muchos accionistas en esta empresa que es tu vida. Pusieron mucho capital tus viejos, ellos hasta invirtieron en pañales y medicamentos, otros  accionistas son tus abuelos, pusieron un tremendo capital de ilusión y alegría. Otros accionistas son tu maestra y tus amigos, invirtieron tiempo y educación. Tu esposa y tus hijos también. Creo que si sigo termino mañana, pero vos sos el que mejor sabe de cuantos accionistas están en esto, encima vos queres renunciar? Sólo te digo que quiero ir al cielo, y quiero ir con vos...



Dejanos tu opinión